Ahora que están todos en Fitur y no nos oyen

Fitur es la Feria Internacional de Turismo que cada año se celebra en Madrid, y a la que acuden como moscas a la miel, la casi totalidad de alcaldes de la provincia, innumerables concejales, y no sé cuantos y cuantos cargos institucionales. A todos ellos les pagamos unos diítas en la capital de todas las "españas" para…. Ah… ese es el gran misterio nunca desvelado; unos van a ver a los hijos que estudian allí, otros a ver un partido de fútbol, otros a... otras cosas más privadas.

Se supone que se acude a FITUR a promocionar las excelencias turísticas de nuestra provincia, que son muchas y poco aprovechadas, y que es una feria profesional, es decir, de profesionales y para profesionales. Entonces que pintan los políticos allí???

Pues pintar pintan poco. La verdad es que pasa lo mismo con el resto de provincias españolas y con todas las autonomías, pero siguen sin explicarnos a qué van los políticos a esta feria que, insisto, es de profesionales del turismo.

La organización de este evento por lo que a Almería corresponde, es una de las actividades del Patronato Provincial de Turismo que ya el pasado año dedicó gran parte de su esfuerzo a dar premios a amigos de su gerente. Y esto no es una apreciación personal, ya que el propio Antonio Cantón, así definió a todos y cada uno de los que recibieron una distinción de esta entidad. Un acto que podría haber tenido los mismos invitados y el mismo público si en vez de hacerse en Madrid se hace en Almería… eso sí… hubiera salido mucho más barato. Pero es que Fitur hoy día es eso, sólo un lugar en el que los ayuntamientos de la provincia van a darle premios a personas y entidades, y no crean que lo hacen en lugares llenos de público para que sirva de atracción, no, lo hacen en pequeños salones en los que sólo están presentes los premiados, los políticos y los periodistas… todos de Almería.

El tiempo viene demostrando que a Fitur no se le saca rentabilidad turística y que la organización deja mucho que desear, al menos en cuanto al aspecto promocional de la provincia. Así, Mojacar, que es uno de los municipios turísticos por antonomasia de Almería, lleva muchos años acudiendo solo a este evento. Níjar ya probó el año pasado y le fue bien, y ha decidido repetir, y ahora son tanto la capital como Roquetas quienes acuden de forma independiente a vender sus elementos turísticos.

Sería bueno que alguna vez, en vez de dedicar la rueda de prensa previa a la fuga a Fitur a mostrarnos cómo será el stand, y el material publicitario que se llevará, se nos informara de las estrategias turísticas que se van a acometer, y también sería bueno que a estas ruedas de prensa acudieran no sólo los políticos, sino también los empresarios del sector.

Mientras eso no ocurra tampoco a la vuelta, y podamos preguntarles a los implicados en las agencias de viajes o en la hostelería que tal han ido las cosas, pues poco nos podremos creer de lo que nos cuente.

Almería es turísticamente hablando un diamante en bruto, y ahora hay una necesidad especial de convertir a este sector en algo más que un actor secundario de nuestra economía. Pero para ello habría que empezar por dejar a los profesionales trabajar en FITUR, que es su feria.

1 comentario:

cucoalmeria dijo...

Comentan por la red que nijar ha triunfado en fitur. Saludos.